Publicado el

7 destinos en familia para viajes inolvidables

Destinos en familia

No es fácil encontrar los mejores destinos en familia. Hay lugares que no están bien adaptados para viajes familiares, especialmente si estamos pensando en ir fuera de Europa.

Es importante tener alojamientos, guías y desplazamientos que tengan en cuenta las necesidades específicas de viajar en familia. Como madres a las que nos gusta viajar, hemos probado diferentes destinos de todo el mundo con nuestros hijos y solo vendemos aquellos que consideramos que están a la altura.

Viajar en familia no siempre es fácil, por eso nuestro trabajo es hacerlo lo más sencillo posible.

En este artículo, hemos seleccionado los siete destinos en familia más interesantes, según nuestra experiencia, para un viaje con niños de los que no se olvidan jamás.

Laponia, en busca de Papá Noel

Santa Claus Village

Si queremos quedarnos en Europa, el viaje a la Laponia finlandesa nos parece la mejor opción. Entre los consejos para viajar a Laponia en familia que os podemos dar, el principal es visitar la casa de Papá Noel.

Para ello tenemos que visitar Santa Claus Village, en las afueras de Rovaniemi. Allí se hacen diferentes actividades y juegos con los más pequeños hasta llegar al momento cumbre: visitar a Papá Noel. Antes se ha podido conocer a sus elfos, los renos y participar en una pequeña búsqueda del tesoro.

En Laponia hay otras actividades muy divertidas que hacer con niños como andar en trineo, usar raquetas de nieve o, incluso, si tenemos suerte, ver la aurora boreal. En definitiva, es la definición de viaje mágico, con la ventaja de estar cerca y poder hacerse en un puente perfectamente como en el Puente de Diciembre o aprovechar Laponia en Navidad.

Sri Lanka, templos y elefantes

Sri Lanka en familia

Otro de los destinos en familia más interesantes es Sri Lanka. Hacer un viaje a Sri Lanka con niños supone descubrir un mundo exótico, lleno de color y con una naturaleza deslumbrante.

Este destino destaca frente a la opción de India porque es menos agobiante y caótico. Aun siendo el sur de Asia, es un país bastante cómodo y accesible para viajar con niños.

Entre las actividades que hacer en un Sri Lanka en familia destacan los safaris en sus parques nacionales, como Minneriya y sus elefantes o Yala. Las playas de Sri Lanka, donde podrán ver tortugas en centros de recuperación, también ofrecen una experiencia única a los peques.

Tampoco nos podemos olvidar de los templos y ruinas, que permitirán a los más peques de la familia sentirse como exploradores. Desde las Cuevas de Dambulla a Sigiriya (aunque si son muy pequeños, quizá es mejor no subir), pasando por lugares como Anuradhapura o Polonnaruwa.

Súmale el tren panorámico, la ciudad sagrada de Kandy, la colonial de Galle o Colombo para tener un viaje muy completo, en el que irán descubriendo diferentes aventuras paso a paso.

México, descubriendo el mundo maya

Ruta Maya México

Si preferimos un destino exótico en el que se hable español, un México con niños es una opción excelente. Aunque México es un país inmenso, nuestra recomendación es centrarnos en la zona de Yucatán, Campeche y Quintana Roo, al sur de México.

Volando a Cancún, estamos en una zona con buenas infraestructuras, hoteles con animación infantil y un montón de actividades que hacer en familia.

Desde bañarse en un cenote a visitar ruinas mayas, a cada paso que demos podremos vivir una aventura. Además, lugares como el Parque Ecológico Xel-Ha, ofrecen actividades adaptadas a los peques, incluyendo esnórquel.

El espectáculo de luz y sonido Las Noches de Kukulkán, en Chichén Itzá, es otro de los imprescindibles de este viaje, que hará vibrar a los más pequeños con la historia de una civilización perdida y una naturaleza que sorprende a cada uno de sus pasos.

Vietnam, un mundo diferente

Ta Prohm en Angkor

Vietnam con niños es toda una experiencia. Un lugar tan diferente de lo que están acostumbrados que se quedarán con la boca abierta. Si queremos que los peques descubran que existen otras culturas y costumbres completamente alucinantes, este uno de esos destinos en familia que tenemos que contemplar sí o sí.

Nuestra recomendación aquí es, además, combinarlo con Camboya. Los templos de Angkor son impresionantes y a los niños les hace sentir en una película de Tadeo Jones. Ponerse a explorar con ellos, dejándoles que lleven la iniciativa mientras descubren lugares como Ta Phrom, el templo devorado por la selva, es una experiencia que no van a olvidar.

En Vietnam, navegar por Tam Coc descubriendo templos y ruinas milenarias, pescar en plena Bahía de Halong u oler las especias de los mercados repletos de Hanoi son igualmente experiencias increíbles para ellos.

Descubrir Hoi An por sus canales, la ciudad prohibida de Hue o los mercados flotantes del Delta del Mekong si vamos al sur de Vietnam les va a mostrar un mundo lleno de otros colores, sabores, olores y costumbres, un lugar que recordar como un sitio mágico cuando vuelvan a casa.

Sudáfrica, pingüinos y leones

Leopardo zonas turísticas de Sudáfrica

Hacer un viaje a Sudáfrica con niños es súper interesante si queremos ver animales en libertad. En la parte de Ciudad del Cabo y sus cercanías los peques podrán ver pingüinos, leones marinos, ballenas y tiburones, entre otros, mientras que en los parques nacionales esperan leones, leopardos, elefantes, búfalos y rinocerontes.

También monos, jirafas, cebras y todo tipo de ungulados, para ver la biodiversidad de la sabana.

En este caso, está la opción más habitual de combinar el Parque Kruger con Ciudad del Cabo, pudiendo incluir también las Cataratas Victoria e incluso un poco de playa en Mauricio, Mozambique o en la propia Sudáfrica.

Pero también está la opción de hacer la Ruta Jardín y acabar con un safari en Addo Elephant Park, el único parque nacional del mundo con los Cinco Grandes libre de malaria. Con este recorrido también veremos los viñedos, el desierto con las Cuevas Cango y las granjas de avestruces, que también suele gustar muchísimo a los pequeños.

El parque Addo no es tan espectacular como Kruger, uno de los top 3 de África con Serengueti y Masai Mara, pero también merece la pena y nos evita tener que usar la profilaxis de la malaria, que a veces tiene efectos secundarios.

Costa Rica, aventura y Pura Vida

rafting

Viajar a Costa Rica con niños es una experiencia inolvidable llena de aventuras. Este país centroamericano ofrece un sinfín de actividades adaptadas para los más jóvenes, asegurando que vivan experiencias que recordarán toda su vida. Las familias pueden disfrutar de la rica biodiversidad y paisajes impresionantes que hacen de Costa Rica uno de los mejores destinos en familia para amantes de la naturaleza y la aventura.

Entre los lugares destacados para visitar con niños se encuentra la Catarata Mágica Blanca, cerca del Volcán Poás, donde las familias pueden explorar senderos y maravillarse con la fauna local en los Jardines de la Catarata de la Paz. Observar el desove de tortugas en el Parque Nacional Tortuguero es otra experiencia mágica, ofreciendo una lección educativa y emocionante sobre la vida silvestre.

Para los niños aventureros, el rafting en el Río Sarapiquí promete emociones fuertes mientras se admira la selva desde el río. Además, visitar una granja orgánica permite a los niños aprender sobre agricultura sostenible, mostrándoles de dónde vienen los alimentos y cómo se cultivan de manera respetuosa con el medio ambiente.

El Parque Sky Adventures en el Parque Nacional del Volcán Arenal ofrece actividades de aventura como tirolinas y escalada en árboles, adaptadas para diferentes edades y niveles de habilidad, mientras que los puentes colgantes y los teleféricos sobre la selva brindan diversión segura y vistas espectaculares.

Finalmente, descansar en las playas de Guanacaste después de días llenos de aventura proporciona el equilibrio perfecto, donde los niños pueden jugar y explorar en un entorno natural impresionante.

India, los secretos de Kerala al descubierto

India con niños en Kerala

Si vamos a hacer un India con niños, nuestra recomendación es hacer el viaje en el sur, en la zona de Kerala, en lugar de en la zona norte. La razón es que la zona norte está más poblada, es más caótica y también más masificada en lo que respecta al turismo.

En Kerala, por el contrario, sin dejar de ser India, es decir, seguirá habiendo caos, es bastante más controlable y asequible. Se visitan ciudades menos multitudinarias que se pueden ver más tranquilamente, con templos y monumentos igualmente impresionantes.

Además, toda la parte de naturaleza es mucho más interesante que en el norte. Recorrer en backwater la zona de Allepey o visitar el Parque Nacional de Periyar, ofrece una visión más bucólica y diferente del país, en el que la naturaleza se hace presente y que a los niños les encantará. En este parque hay tigres y elefantes, ¿qué más podemos pedir?

Dentro de los destinos en familia de esta lista, India es uno de los más habituales, aunque también de los más exigentes. Es recomendable que los peques tengan al menos diez años antes de elegir esta opción.

Si estás buscando destinos en familia para viajar con niños, recuerda que estamos especializadas en este tipo de viajes adaptados a los más peques de la casa. Consulta con nosotras y te ayudaremos a encontrar el mejor viaje para tu familia.

    Fecha de salida:

    - Responsable de datos: BEAGLE CLUB DE VIAJES S.L

    - Finalidad: gestión de la solicitud de información y el envío de newsletters.

    - Legitimación: el consentimiento del interesado y el interés legítimo.

    - Destinatario: no se cederán datos a terceros salvo obligación legal.

    - Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

    Declaro que entiendo y acepto la POLÍTICA DE PRIVACIDAD del sitio web viajesbeagle.com

    Deseo recibir newsletter e información comercial de interés con ofertas y promociones de viajes