Publicado el

8 ideas de vacaciones familiares con niños

Vacaciones familiares

¿Adónde ir de vacaciones familiares con niños? Esta pregunta resuena en muchas familias conforme se va acercando el verano o las Navidades. Si somos viajeros de corazón, no querremos que tener hijos se vuelva un impedimento para disfrutar de nuestra pasión.

Además, querremos trasmitir a nuestros hijos esa ilusión que se siente al viajar y al disfrutar de nuevos lugares nunca vistos.

Sin embargo, si que hay que tener en cuenta que no todos los viajes son aptos para toda la familia, ni todos los niños se adaptan bien a viajar. Por norma general, es recomendable esperar hasta los 9 o 10 años antes de hacer un viaje largo.

No quiere decir que antes no podamos viajar, pero lo más recomendable será ir a destinos cercanos, haciendo turismo de proximidad. Muchas de las ideas de las que vamos a hablar se pueden hacer con niños más pequeños, pero es verdad que no se disfruta igual si tenemos que ir carrito o mochila y ellos lo van a olvidar con el paso del tiempo.

Por eso, en la mayor parte de estos viajes recomendamos hacerlo con niños más mayores, que vayan a disfrutar más de todo lo que les ofrece el viaje. De todas formas, también te recomendamos echar un ojo a nuestro artículo de consejos para viajar con niños, donde vas a encontrar tips muy útiles para todas las edades.

En este caso, vamos a mencionar 8 ideas que nos encantan para tus próximas vacaciones familiares.

Buscando a Papá Noel en Laponia

Santa Claus Village

Un viaje a la Laponia finlandesa es perfecto si queremos aprovechar y hacer un viaje de invierno. Viajar a Finlandia en diciembre, ya sea en el puente de principios o en Navidad, es una de las vacaciones familiares más especiales que podemos hacer.

En Laponia en Navidad el protagonista indiscutible es Papa Noel y su corte de elfos y renos. Por ello, los viajes para toda la familia en esta época suelen tener su parada en Santa Claus Village, un parque temático basado en la Navidad, donde se sitúa la casa de Papa Noel.

En esta zona se hacen actividades ideales para los peques. Por ejemplo, es muy habitual la excursión que te lleva a encontrar un elfo y de ahí buscar juntos la casa de Papa Noel. Por temática, se trata de un viaje que si es apto para niños más pequeños.

Eso sí, no podemos olvidarnos que hace muchísimo frío, con temperaturas bastantes grados bajo cero, por lo que hay que ir muy bien abrigados. Aunque no es uno de los viajes más baratos (hicimos un post sobre cuánto cuesta un viaje a Laponia), está tan enfocado en niños que merece mucho la pena.

Además, se hacen otras actividades como paseos en trineo, utilizar raquetas de nieve, etc, y si tenemos suerte también podremos ver la aurora boreal.

Entre templos, playas y manglares de Sri Lanka

Sri Lanka en familia

Sri Lanka es otro destino muy interesante para viajar con niños. En este caso, evitamos el frío extremo y nos encontramos con un país con temperaturas agradables, que tiene su mejor época entre septiembre y abril. Es decir, podemos venir para vacaciones familiares de Navidad o Semana Santa sin problemas. O, incluso, final de verano, ya entrados en septiembre.

En un Sri Lanka con niños lo mejor es dejarse llevar y descubrir un mundo que es muy diferente a lo que están acostumbrados. Esto es, probablemente, su mayor atractivo. Se trata de una isla muy pequeña en la que podemos encontrar de todo.

Así, podemos hacer un safari en Sri Lanka, visitar cuevas, ver ruinas milenarias, templos multicolores actuales, ciudades coloniales o incluso descansar en la playa viendo como anidan las tortugas.

Se trata de un destino muy interesante como primer destino de vacaciones familiares porque permite descubrir diferentes opciones de viaje familiar sin dar espacio a que los peques se aburran. Así, para el siguiente, sabremos si centrarnos más en un viaje de naturaleza, cultural o urbano.

Descubriendo los secretos de la Riviera Maya en México

Chichén Itzá

El sur de México es perfecto para disfrutar de México con niños. En este caso teniendo muy claro a lo que vamos. En esta zona destacan las playas de la Riviera Maya, las ruinas mayas, los cenotes y una naturaleza selvática perfecta para recorrer en familia.

Una de las ventajas del viaje a Yucatán con niños es que hay muchas opciones para toda la familia. Estamos ante una zona muy turística, con una buena infraestructura y con lugares preparados para acoger a los peques y hacer actividades con ellos.

Les va a encantar ir a Chichén Itzá y otros lugares ceremoniales mayas que han visto en las pelis y los dibujitos, pero también van a disfrutar jugando en la playa o viendo animales en la naturaleza.

Además, en los hoteles están preparados con animación infantil, por lo que si nos quedamos algún día descansando (muy recomendable para viajes con niños), tendrán opciones de jugar y divertirse. Además, como en México se habla español el idioma no será un problema.

De safari familiar en Sudáfrica

grupo de safari frente a un león

Un safari en Sudáfrica es uno de esos viajes que los peques nunca olvidarán. En este sí que recomendamos que tengan una edad mínima para disfrutar el viaje. Además, deben amar ver animales.

La razón es que si elegimos el safari para el Sudáfrica con niños, se trata de un viaje que no es tan cómodo como el resto de opciones de la lista. Hay que estar horas en el 4×4 atravesando caminos de tierra o campo a través en busca de los animales de Sudáfrica más notables, como leones, leopardos o elefantes.

La mejor opción para ver animales es el Parque Kruger, ya que es el más grande y el que tiene una mayor densidad de animales. Pero a nosotras también nos gusta recomendar el Addo Elephant Park, cerca de Port Elizabeth, ya que se trata del único parque nacional con los Cinco Grandes (elefantes, leones, leopardos, rinocerontes y búfalos africanos) en una zona libre de malaria.

Hay menos cantidad total de animales, pero hay muchísimos elefantes y es una opción interesante si queremos evitar la profilaxis de la malaria, que a veces tiene efectos secundarios. Aquí no es necesaria por lo que, aunque salga algo más caro que ir al Kruger, nos puede interesar para un viaje con niños.

De Halong a Angkor Wat en Vietnam y Camboya

Angkor Wat

Un Vietnam con niños es un viaje increíble en el que, como en el caso de Sri Lanka, tenemos muchas opciones muy diferentes a nuestra disposición. En este caso, además, no podemos verlo todo, por lo que hay que seleccionar.

De entre todas las opciones, hay varios lugares que nos gustaría destacar porque a los niños les suelen encantar. Uno de ellos es la Bahía de Halong, una de las maravillas naturales del mundo. Aquí harán un crucero en barco entre las grandes formaciones rocosas que surgen del mar, en una aventura en la que se podrán sentir como piratas.

Estos barcos paran en playitas y cuevas o tienen opciones de aprender a pescar como un local, experiencias que los niños les encantan.

Por otra parte, los templos infinitos de Angkor en Camboya también les suelen impresionar muchísimo. Dejar que ellos lleven la iniciativa y que nos vayan llevando de un sitio a otro como si fueran arqueólogos les encanta.

Por supuesto, tampoco nos podemos olvidar de la Ciudad Prohibida de Hue, que les trasladará a películas como Mulán, o los canales de Hoi An, la Venecia vietnamita, donde podrán entrar en otra era. En esta zona, hay cursos de cocina para toda la familia muy divertidos para añadir el componente gastronómico a la ecuación.

Viviendo la magia de Disneyland París

Disneyland París

El viaje a Disneyland París es un básico para vacaciones familiares con niños. Tiene varias ventajas que tener en cuenta. El primero es la cercanía. París está bastante cerca, en un par de horitas en avión y no es lo mismo que adentrarse en un vuelo intercontinental.

Por otra parte, como en el caso de Laponia, se trata de un viaje 100% centrado en los niños. Todo está al servicio de que pasen una experiencia inolvidable. Hay atracciones y espectáculos específicos para todas las edades, por lo que tampoco tenemos que esperar a que sean más mayores.

También los hoteles de Disneyland están tematizados, haciendo que incluso el alojamiento sea parte de la experiencia.

Además, para los mayores siempre podemos dejar un par de días para visitar París. Tanto niños como adultos disfrutarán como nunca subiendo a la Torre Eiffel, viendo la Catedral de Notre Dame o, si son un poco más mayorcitos, entre momias y esculturas en el Louvre, por ejemplo.

Entre perezosos, colibríes y tortugas verdes en Costa Rica

canopy costa rica

Otra opción de vacaciones familiares es ir a Costa Rica con niños. En este caso, se trata de un viaje más centrado en la exploración de la naturaleza. No está tan centrado en ver animales como un safari, aunque también se ven, pero el objetivo principal es la panorámica general.

Desde ver el desove de las tortugas verdes en el Parque Nacional de Tortuguero, a los colibríes y mariposas en Monteverde o los perezosos de Manuel Antonio, hay animales unidos a su hábitat en cada lugar por el que vayamos pasando.

Zonas como la del Volcán Arenal también permiten descubrir unos paisajes muy distintos, que les hará flipar con el contraste.

Por otro lado, en Costa Rica se pueden hacer un montón de actividades para toda la familia, desde tirolina a esnórquel o paseos a caballo, pasando por el rafting por el Río Sarapiquí.

Viviendo la parte más desconocida del sur de la India

India con niños en Kerala

Viajar al sur de India con niños se convierte en una extraordinaria aventura en Kerala, donde la diversidad cultural y natural aguarda a cada familia. Se trata, como Sri Lanka y Vietnam, de una zona llena de posibilidades, con naturaleza y cultura.

Comenzando en Chennai y siguiendo por Mahabalipuram y Kanchipuram cada ciudad esconde sus propios secretos entre templos y palacios. También podrán ver la huella occidental en lugares como la colonial Pondicherry y Periyar, donde la naturaleza se hace presente con los tigres de su parque nacional.

La navegación por los backwaters de Alleppey en casas flotantes y la exploración de los opulentos palacios de Chettinad mezclan de nuevo historia, aventura y naturaleza.

Las ciudades históricas de Madurai, Trichy y Tanjore muestran una ventana a la historia viva de la India mientras que Cochin cierra el viaje con una fusión de culturas y tradiciones, desde el barrio judío hasta las famosas redes de pesca chinas.

En definitiva, este viaje por Kerala no es solo un recorrido por lugares hermosos sino también sirve para ver lugares de todo tipo y descubrir qué es lo que más le gusta a nuestros hijos en viajes posteriores. Además, estamos ante un destino no tan conocido como el norte del país y mucho más económico.

Si quieres disfrutar de destinos en familia, consulta con nosotras. Somos madres y estamos especializadas en preparar viajes que se pueden disfrutar con nuestros hijos al máximo, teniendo en cuenta todos esos imprevistos que muchas veces ocurren al viajar en familia.

    Fecha de salida:

    - Responsable de datos: BEAGLE CLUB DE VIAJES S.L

    - Finalidad: gestión de la solicitud de información y el envío de newsletters.

    - Legitimación: el consentimiento del interesado y el interés legítimo.

    - Destinatario: no se cederán datos a terceros salvo obligación legal.

    - Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

    Declaro que entiendo y acepto la POLÍTICA DE PRIVACIDAD del sitio web viajesbeagle.com

    Deseo recibir newsletter e información comercial de interés con ofertas y promociones de viajes