Publicado el

Viaje a Sudáfrica: un destino increíble

Viaje a Sudáfrica

Un viaje a Sudáfrica es una experiencia única. Un destino increíble que ofrece paisajes y ciudades muy diferentes entre sí. Es descubrir un África cómo nunca la habías visto hasta el momento.

De hecho, tenemos que confesar que de entre los destinos de este continente, el viaje a Sudáfrica es nuestro favorito. Principalmente por su versatilidad. Da igual lo que estés buscando en Sudáfrica, que lo puedes tener. Desde hacer enoturismo, a ver ballenas, recorrer cuevas inmensas en el desierto, hacer safaris con leones y rinocerontes, surfear, visitar ciudades coloniales o experimentar gastronomía de vanguardia y ver exposiciones de arte contemporáneo.

Pero no solo nos gusta por su versatilidad, sino también porque todo lo que se puede hacer es una experiencia de primera. Un safari en Sudáfrica es inigualable, ver ballenas en Sudáfrica tampoco hay otros destinos que le puedan hacer sombra y así con la mayoría de experiencias que podemos vivir.

En este artículo vamos a hablarte de los lugares que puedes visitar y los tipos de viaje que hay disponible, para que encuentres el que más se adapte a ti. Y es que hay un Sudáfrica para cada persona, esperando para sorprenderte.

Llegar a Sudáfrica

Ciudad del Cabo

Una de las cosas que tenemos que tener en cuenta es que a día de hoy no hay vuelos directos a Sudáfrica desde España. Antes de la pandemia hubo vuelos de Iberia que conectaban Madrid con Johannesburgo y Ciudad del Cabo, pero tras la pandemia no se han recuperado.

Aun así, hay bastantes opciones con escalas bastante asumibles. Normalmente, lo más económico es volar a través de Dubai o Doha, en Oriente Medio, pero también hay opciones con escalas en Europa, en lugares como Ámsterdam, Zúrich, Estambul o París.

El tiempo de vuelo, incluyendo la escala, puede variar de entre las 13 horas y media (escala en Zúrich para Johannesburgo), hasta unas 19 (por ejemplo, para ir a Ciudad del Cabo pasando por Oriente Medio).

En la práctica, lo mejor es asumir que vamos a tener que dedicar un día del viaje para ir y otro para volver. Será un poco menos y si cogemos vuelos nocturnos aprovecharemos mejor el tiempo, pero no podemos ir con poco tiempo.

Por eso, nuestra recomendación es tener al menos 10 días para hacer el viaje, aunque es factible en menos tiempo, por ejemplo, si la idea es hacer un safari desde Johannesburgo.

En general, estos dos aeropuertos son los que sirven de entrada. Hay otros aeropuertos con vuelos internacionales, pero cuentan con menos frecuencia, conexiones más difíciles y precios más elevados.

Así, a la hora de planear el viaje, toca decidir si queremos empezar o acabar en Johannesburgo o Ciudad del Cabo o visitar ambas ciudades.

¿Johannesburgo, Ciudad del Cabo o ambas?

Johannesburgo

La primera decisión que debemos tomar es qué tipo de viaje queremos hacer. Con un resumen de brocha gorda, podemos decir que Johannesburgo es el destino perfecto para hacer un safari, por su cercanía al Parque Kruger. Además, por el camino podemos ir a alguna reserva privada o visitar el Cañón del Río Blyde.

De Johannesburgo también es habitual volar para visitar las Cataratas Victoria, en la vecina Zimbabue.

Por el contrario, si vamos a Ciudad del Cabo lo más habitual es que sea para hacer la Ruta Jardín. Es decir, el más famoso road trip de Sudáfrica, que sale de esta ciudad y que llega hasta Port Elizabeth, con un montón de apasionantes paradas durante el camino.

Este viaje es interesante para ver otro tipo de animales como ballenas, tiburones, avestruces o pingüinos, probar vinos, visitar viñedos y ver diferentes localidades con encanto.

Tras Port Elizabeth, no es raro terminar el viaje con un pequeño safari en Addo Elephant Park, aunque no suele ser el objetivo principal del viaje.

Cuando se combina Ciudad del Cabo y Johannesburgo, lo habitual es que sea en un viaje del primer tipo, haciendo vuelo de ida y vuelta a Ciudad del Cabo para conocer la ciudad y, si da tiempo, sus alrededores. No es nada habitual volar directamente a Ciudad del Cabo si el objetivo es hacer el safari.

Así que la respuesta seria (con sus matices) si queremos safari volamos a Johannesburgo, si buscamos otra cosa, volamos a Ciudad del Cabo.

¿Cómo hacer el safari en Sudáfrica?

Rinoceronte

Hay muchas formas de hacer un safari en Sudáfrica. Podemos coger el coche e ir por nuestra cuenta, hacer una excursión con un guía local o quedarnos dentro de alguno de los lodges de Sudáfrica más maravillosos, que suelen incluir los safaris y zonas exclusivas en los que realizarlos dentro de los parques nacionales.

Cada opción tiene sus propias ventajas e inconvenientes. Al hacer el viaje por nuestra cuenta, ganamos en flexibilidad. Nosotros establecemos los tiempos y vamos, más o menos, a nuestro ritmo. En este sentido, hay que tener en cuenta los ritmos de los animales de Sudáfrica, que hacen que el amanecer y el atardecer sean los mejores momentos para descubrirlos, mientras  van a beber a ríos y otras fuentes de agua.

Como inconveniente, solo podremos recorrer las zonas preestablecidas, sin salirnos de los caminos. El problema es que puede haber muchos otros vehículos como el nuestro, lo que nos impida ver tantos animales como nos gustaría.

Si vamos con un guía el viaje será más cómodo. En primer lugar, porque nos llevarán y no tendremos que conducir. Por otro lado, el guía nos explicará aspectos del parque y sus animales que nos harán la experiencia más amena. Igualmente, los guías saben cuáles son los mejores lugares para ver según qué animales.

Sin embargo, volvemos a tener el mismo inconveniente. Un guía externo tampoco podrá salirse de las zonas preestablecidas, por lo que puede haber bastantes coches (eso sí, en Sudáfrica no suele haber tantos como podemos encontrar en Kenia o Tanzania).

Quedarse en un lodge con zona privada de safari es la mejor opción. Tendremos guía y una zona en la que estar prácticamente solos, multiplicando las posibilidades de ver animales. Solo hay un único inconveniente y es que es una opción más cara que las otras dos.

¿Cómo hacer una ruta en Sudáfrica?

Viñedo Sudáfricano

Otra opción es hacer una ruta en Sudáfrica, de nuevo hay varias opciones a nuestra disposición, aunque la Ruta Jardín sea la opción más recomendable. Tanto por infraestructura como por atractivos en el camino, esta ruta ofrece todo lo que podemos querer para un viaje sudafricano.

En este caso, hay dos opciones. La más habitual es alquilar un coche e ir a nuestro ritmo, pero también es posible hacer la ruta en un viaje en grupo (o en privado) para no tener que conducir.

Sudáfrica es un país bastante cómodo para conducir y sus carreteras principales son seguras, pero tiene un inconveniente. Se trata de que se conduce por la izquierda, así que, si no tenemos mucha soltura, nos puede costar un poco más.

Por lo demás, especialmente en la zona de la Ruta Jardín, se puede conducir sin ningún problema, con aparcamientos habilitados en las zonas más turísticas.

La única recomendación de seguridad en Sudáfrica que hay que hacer es no conducir por la noche. En este tipo de países, cuando cae la noche las carreteras se vuelven más peligrosas. También si estamos en ciudades, fuera de las zonas de ocio, es poco recomendable.

Por lo demás, solo necesitamos cerrar la ruta, elegir nuestras paradas y ponernos manos a la obra. Por otro lado, la opción de terminar en el Addo Elephant Park para hacer un safari tras Port Elizabeth es muy interesante, al tratarse del único parque del mundo con los cinco grandes (león, elefante, búfalo, rinoceronte y leopardo), libre de malaria.

En cualquier caso, la ruta es una opción más variada, que ofrece destinos muy diferentes que muestran la diversidad sudafricana.

¿Cómo contratar el viaje a Sudáfrica?

Playa sudafricana

A la hora de contratar el viaje, también hay distintas opciones. Lo primero que se te puede ocurrir es hacer el viaje por tu cuenta. Simplemente, tendrás que comprar vuelos, traslados, excursiones, actividades y alojamientos. Y el alquiler del coche si vamos a hacer un road trip.

Habitualmente es la opción más económica, pero también tiene ciertos inconvenientes. En primer lugar, porque no estamos en Europa o Japón y puede haber cancelaciones y retrasos. Por otro lado, tampoco conocemos los alojamientos en los que vamos a quedarnos o los proveedores que vamos a contratar, lo que puede llevar a sorpresas desagradables en destino.

La otra opción es contratar el viaje a través de una agencia. Puedes elegir una agencia generalista o una especializada como la nuestra, que hemos viajado a Sudáfrica y conocemos profundamente el destino. Para nosotras, esta última opción es la mejor decisión, ya que estamos respaldados como viajeros si hay cualquier cancelación, retraso u otro inconveniente, así como tenemos garantía de calidad en hoteles y servicios.

En ese sentido, contar con una agencia especializada es clave para viajes especiales como una luna de miel o un Sudáfrica con niños. Las necesidades son diferentes y conviene contar con alguien que las conozca y que pueda ofrecer un viaje adaptado a ello.

Si quieres hacer un viaje a Sudáfrica, consulta con nosotras. Estaremos encantadas de ofrecerte la mejor opción.

    Fecha de salida:

    - Responsable de datos: BEAGLE CLUB DE VIAJES S.L

    - Finalidad: gestión de la solicitud de información y el envío de newsletters.

    - Legitimación: el consentimiento del interesado y el interés legítimo.

    - Destinatario: no se cederán datos a terceros salvo obligación legal.

    - Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.

    Declaro que entiendo y acepto la POLÍTICA DE PRIVACIDAD del sitio web viajesbeagle.com

    Deseo recibir newsletter e información comercial de interés con ofertas y promociones de viajes