Publicado el

Vietnam y Maldivas: una aventura única

Vietnam y Maldivas

Si estás buscando un viaje inigualable, hacer un Vietnam y Maldivas es una opción poco común y realmente interesante. Uno de nuestros viajes más especiales, une el exotismo y el bullicio vietnamita con la total relajación paradisíaca que ofrece Maldivas.

Menos habitual que otras opciones como Sri Lanka y Maldivas, por estar algo más alejado, siguen siendo dos destinos que se complementan muy bien. Hay buenas conexiones aéreas y como en el viaje anterior, uno ofrece naturaleza y cultura y el otro playa y relax.

Aunque también existe la opción de ir a las islas de Vietnam, por norma general no se trata de lugares muy accesibles y al final podemos tardar tanto como en llegar a Maldivas. Igualmente, aunque las playas de Vietnam son estupendas, no tienen ese carácter de paraíso único en el mundo que vemos en Maldivas, solo comparable a destinos como Seychelles o Polinesia.

Este viaje también es perfecto para una luna de miel. Son destinos habituales por separado así qué, ¿por qué no disfrutarlos juntos? Nuestra propuesta recorre los highlights de unas vacaciones en Vietnam, tanto de la zona central como del norte y el sur, entrando por Hanoi y volando a Maldivas desde Ho Chi Minh.

Pero vamos a ver las razones por las que recomendamos viajar a Vietnam y Maldivas.

¿Por qué combinar estos destinos?

Vacaciones en Vietnam

Quizá la primera razón que tenemos que dar es porque se puede. Más concretamente porque es una combinación factible si tenemos 15 días de viaje, sin perder mucho tiempo en el desplazamiento.

Como poder, podemos combinar los países (abiertos) que queramos, pero en muchas ocasiones los vuelos disponibles, horarios y los tiempos entre los diferentes lugares lo hacen imposible.

En este caso, estamos ante la mejor combinación para ir a Maldivas con la excepción de Sri Lanka e India. También Tailandia es una buena combinación que nos podemos plantear, ya sea sustituyendo el sur de Vietnam por Bangkok o, simplemente, haciendo únicamente un Tailandia y Maldivas.

Otras opciones, ya me alejadas del destino que hablamos es hacer un Dubai y Maldivas o un Singapur y Maldivas, por ejemplo.

Pero volviendo a Vietnam y Maldivas, también hay que destacar lo diferentes que son entre sí. Pasamos de un país budista a uno islámico, de un país con una cultura del sudeste asiático a otro con una cultura más relacionada con la esrilanquesa o india y de un país lleno de templos, palacios y grandes monumentos naturales a otro en el que el bienestar y el descanso es el protagonista.

La misma naturaleza es diferente. Si en Vietnam encontramos humedales selváticos como el Delta del Mekong o grandes estructuras calizas que surgen del mar como la Bahía de Halong, en Maldivas hay que mirar bajo el agua para disfrutar de sus arrecifes de coral y sus fondos marinos.

Además, la combinación de precios es bastante atractiva, pudiendo encontrar este viaje a partir de 3.389€ con opción de alojamiento todo incluido en Maldivas.

¿Qué ver en Vietnam?

Bahía de Halong

La primera parte del viaje comienza descubriendo qué ver en Hanoi. La capital de Vietnam se caracteriza por grandes monumentos como el Templo de la Literatura o el Ngoc Son. Pasear por su casco antiguo, por el barrio colonial o comer en sus mercados nos mostrará la belleza de una de las grandes capitales de Asia.

Al norte, en la costa, se halla la Bahía de Halong, una de las maravillas naturales del mundo. Tomar un barco y pasear entre sus formaciones calizas y sus playas es otro imprescindible. También pescar sus calamares o, simplemente, disfrutar del paisaje. Es uno de esos lugares que no desaparecen de la rutina.

Tampoco nos podemos olvidar de la zona central de Vietnam donde se sitúa Hoi An, la llamada Venecia vietnamita, Hue, la antigua capital imperial con su increíble ciudad prohibida y My Son, el antiguo centro religioso del reino Champa.

Estos tres lugares son realmente increíbles. La historia respira aquí y podemos visitarlos tranquilamente. Sin el bullicio de otras zonas del país, se trata de un destino cómodo para hacer una ruta a pie o en bicicleta entre los diferentes monumentos.

Tras la parte central, solo queda el sur. Aquí, antes de recorrer Ho Chi Minh, desde donde se viaja a Maldivas, toca el Delta del Mekong. Desde su capital My Tho, podemos ver palacios increíbles, mercados flotantes, islas y selvas. El Delta del Mekong es una de las zonas más fértiles del mundo y ha convertido a Vietnam en el segundo productor de arroz del planeta.

Ho Chi Minh, la antigua Saigón, destaca por su arquitectura terrenal, también por su catedral, sus templos, mercados y sus túneles y restos de la guerra. Una manera de descubrir el Vietnam más reciente.

Maldivas: el paraíso terrenal

Maldivas isla

Desde Ho Chi Minh podemos coger un vuelo para el aeropuerto internacional de Malé. Una vez en Maldivas, dependiendo del hotel elegido, podremos ir hasta allí en hidroavión o en un ferry rápido.

A diferencia del mapa turístico de Vietnam, en Maldivas no hay muchas diferencias entre las zonas. Aunque podemos ir a diferentes atolones, las diferencias las encontraremos más en los alojamientos que en las islas que visitemos.

En todas ellas encontraremos arrecifes de coral perfectos para esnórquel o buceo, playas de arena blanca, bosque en el interior, villas en la playa y cabañas sobre el agua. De pequeño tamaño, las islas que podemos visitar no son las islas donde vive la población sino lugares dedicados al 100% al turismo.

Como Maldivas es un país muy islámico, de esta manera evitan la influencia que podría tener el turismo sobre la población, muy conservadora. Por ejemplo, en Maldivas está prohibido el consumo de alcohol o el bikini, pero en las islas turísticas está permitido.

En nuestra propuesta puedes elegir diferentes modalidades de pensión según el hotel que elijas. Desde solo desayuno a media pensión, pensión completa o todo incluido. Nuestra recomendación es optar siempre por la pensión completa o el todo incluido ya que los precios dentro de los hoteles maldivos son elevados y suele salir más económico (y al no vivir la población no hay posibilidades de comer o beber fuera de los mismos).

Para que te hagas una idea, una cerveza puede costar alrededor de 20 dólares en algunos hoteles, así que tenerlo todo incluido ayuda a tener una experiencia sin sorpresas.

En Maldivas podrás hacer actividades acuáticas, deportivas y de relax en los hoteles, con mil opciones para no aburrirte en el paraíso.

¿Cuánto se tarda de Vietnam a Maldivas?

Hidroavión en Maldivas

Para hacer un Vietnam y Maldivas hay que tomar un avión desde Ho Chi Minh a Malé. En situaciones normales (con la covid puede haber algunos cambios) hay vuelos directos que duran algo más de cinco horas. Además, hay que sumarle el tiempo de viaje desde el aeropuerto a la isla donde se halle el hotel.

Por eso, nosotros recomendamos elegir esta combinación de destinos si tenemos al menos 15 días. Así podremos disfrutar de lo que visitar en Vietnam y pasar varios días descansando en Maldivas, sin que perder casi un día entre ir a los aeropuertos, llegar al hotel, etc… suponga un problema.

También hay que tener en cuenta que en temporada Iberia tiene dos vuelos directos por semana desde Madrid a Malé, por lo que podemos volver de forma directa sin hacer escala si el calendario nos cuadra. Este vuelo tiene una duración de 10 horas y media aproximadamente.

Igualmente, para la ida a Vietnam hay que tener en cuenta que el vuelo tarda unas 13 horas si encontramos un vuelo directo.

Es decir, estamos ante una combinación de viaje en la que vamos a pasar tiempo en el avión. Sobre todo porque también en Vietnam tomaremos vuelos internos para ir de Hanoi a la zona central y de la zona central al sur.

 Afortunadamente, ni Vietnam ni Maldivas requieren de visado previo para ciudadanos de la Unión Europea, consiguiendo el permiso al llegar con el pasaporte, por lo que evitamos esas esperas interminables de aeropuerto que ocurren en otros destinos.

Si necesitarás aportar certificado de vacunación vigente o una PCR negativa hecha en las últimas 72 horas antes del aterrizaje.

Otra opción: Sri Lanka y Maldivas

Viaje de novios Sri Lanka y Maldivas

Otro viaje que nos encanta es el de Sri Lanka y Maldivas. Aquí la principal ventaja es la rapidez del vuelo. Es el lugar más cercano a Malé, por lo que en solo en una hora y media podremos viajar del aeropuerto de Colombo al maldivo.

Además, Sri Lanka es un país de pequeño tamaño, que se recorre fácilmente incluso en tren, por lo que nos evitaremos los vuelos internos. Aunque los vuelos de Sri Lanka a Maldivas son muy baratos, normalmente los vuelos desde España a Sri Lanka son más caros, por lo que no hay mucha diferencia entre los precios de Sri Lanka y Maldivas y Vietnam y Maldivas.

Si no sabes si elegir entre Vietnam o Sri Lanka, en el post anterior te ayudamos a elegir hablando de sus diferencias. Ambos ofrecen templos, historia, cultura y naturaleza, por lo que habrá que fijarse en los pequeños detalles para decidirse.

Vietnam